NACIONALES 

Sindicatos aeronáuticos acordaron mejora del 23% en Aerolíneas

Dicho convenio abarca a todos los trabajadores de la línea aérea de bandera y tuvo su rúbrica sin la estridencia del acuerdo de aceiteros, pero aún con diferencias de porcentajes y beneficios implica un acuerdo que va más allá de la paritaria.

Según expresaron desde el bloque sindical aeronáutico a BAE Negocios el acuerdo está abierto a nuevos ajustes, ya que figurará en los recibos de sueldo como “a cuenta de futuros aumentos”.

En efecto, los pilotos (APLA), técnicos (APTA), personal de tierra (APA) y jerárquicos (UPSA), ofrecieron detalles acerca del convenio suscripto el 31 de diciembre.

“Se ha acordado con Aerolíneas Argentinas, el Ministerio de Transporte y la Jefatura de Gabinete de la Nación establecer una actualización salarial sobre el salario de todos los trabajadores”, indicaron. Los alcances del pacto también se extienden al medio aguinaldo según consta en las actas suscriptas para la ocasión.

Si de variantes contables se trata corresponde destacar que, pandemia, aislamiento y paralización de vuelos comerciales mediante, durante ocho meses Aerolíneas no tuvo ingresos.

Para este tramo de análisis de circunstancias políticas y no tan lejanas en el tiempo corresponde recordar que en su campaña política camino a la presidencia, Alberto Fernández le refrendó al titular de APLA, Pablo Biró, que “Aerolíneas era cuestión de Estado para su proyecto de gobierno”. Valoración que en tren de comparaciones respecto de otras expectativas gremiales se equipara al compromiso que asumió ante los docentes para el regreso de la Paritaria Nacional federal de los maestros y profesores.

Al desencadenarse la pandemia en el país, cerrados los ingresos económicos por la falta de vuelos, Aerolíneas y las organizaciones sindicales tomaron protagonismo con misiones vinculadas a la emergencia sanitaria Covid. Algunas de ellas se aprecian en los vuelos definidos para la repatriación de ciudadanos argentinos en el exterior, el traslado desde China de material sanitario y el reciente viaje para acercar la vacuna Sputnik a nuestro país.

Como notas salientes allí el concepto de “aerolínea de bandera” fue destacado por funcionarios nacionales y representantes gremiales en otro capítulo de la frondosa discusión sobre la conveniencia o no de solventar a una empresa de estas características.

Analistas económicos que cuestionan el modelo que desarrolla el Gobierno, incluso bajo la emergencia Covid, le recordaron a este diario que en 2020 “las pérdidas de Aerolíneas Argentinas rondarían los 900 millones de dólares”. Mientras que desde el bloque aeronáutico y con las huellas de la controversia del esquema de “cielos abiertos” que desarrolló el gobierno de Mauricio Macri, capítulo de las low cost incluído, remarcaron que “bajo errores constantes y no forzados el último año del Gobierno anterior, sin el efecto pandemia, había determinado pérdidas por 680 millones de dólares”.

La cuestión, amén de la paritaria celebrada el 31 de diciembre pasado, se traza también en considerar “decisiones concretas sobre el valor real de conceptos como gastos e inversión”, alternativa que los sindicatos no sólo emparentan con la soberanía aérea sino con el desarrollo de una actividad de transporte clave.

Frente a esa postura, el último informe que publicó este medio sobre las expectativas de empleo, los analistas que proponen una “reforma laboral inmediata” para emerger de la crisis Coronavirus, apuntan a las organizaciones sindicales, en especial las aeronáuticas como un escollo de decisiones “impostergables”.

Te puede interesar

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: