EL MUNDO 

Hay indicios de que la cepa británica está asociada a una mayor mortalidad”

Este viernes, el primer ministro británico, Boris Johnson, habló sobre la mutación del nuevo coronavirus que fue identificado en Inglaterra y aseguró que podría ser hasta un 30% más letal que la cepa original del virus.

Por su parte, el director médico de Inglaterra, Chris Witty, agregó al anuncio de Johnson en conferencia de prensa que en el caso de “personas de 60 años, de cada 1.000 personas que se contagian el riesgo promedio es que aproximadamente 10 pierdan la vida. Con este nuevo virus, se espera que la cifra esté entre 13 y 14″, ejemplificó y aclaró que las estadísticas son similares para los diferentes grupos demográficos.

Hasta el momento, se conocía que la cepa británica de coronavirus era más contagiosa que la original, entre un 30 y 70%, pero ahora las nuevas estadísticas advierten que “parece haber un incremento en la mortalidad además de la transmisibilidad”.

De todas maneras, el primer ministro afirmó que las vacunas de AstraZeneca-Oxford y de Pfizer, que aplican en la zona, son efectivas para esta nueva cepa

“Todos los indicios actuales siguen demostrando que las dos vacunas que utilizamos actualmente siguen siendo eficaces tanto contra la antigua variante como contra esta nueva variante”, aseguró Johnson.

 

 

Te puede interesar

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: