SOCIEDAD 

Una estudiante, la primera funcionaria trans de su universidad

Micaela Flores se convirtió este jueves en la primera funcionaria trans de la Universidad Nacional de La Rioja (UNLar). Cursa el cuarto año de la carrera de Enfermería Universitaria y asumió como secretaria estudiantil del Departamento Ciencias de la Salud.
Su designación fue comunicada por la casa de altos estudios como «un avance en la igualdad de género». Y aunque no debiera ser noticia que una persona ocupe un cargo por su identidad de género autopercibida, la vulneración sistemática de los derechos de la población trans en el país – con una expectativa de vida de entre 35 y 41 años – hace que estas decisiones se destaquen. “Es un paso muy grande. Antes nos cerraban puertas y discriminaban y hoy hay un proceso de transformación social”, advirtió Flores en diálogo con la radio Riojavirtual. La joven – que ingresó en el 2018 a la carrera y ya está en cuarto año – aseguró que “por ser una chica trans se cierran muchas puertas» por lo que calificó a la posibilidad laboral que comienza como «única e inigualable». En cuanto a su cargo de secretaria estudiantil del Departamento de Salud, Flores delineó cuáles serán sus objetivos. «Ayudar al estudiantado, promover becas, guiar en el tema de cursos, capacitaciones y docentes, y por sobre todo brindar la mayor información posible en este contexto de pandemia”, enumeró.

La actual secretaria estudiantil y futura enfermera contó cómo fue su designación. “La historia fue que estaba pasando una situación difícil en mi vida y se acercó Cristian Rivas, el secretario saliente, y me alentó a mejorar y cambiar la vida. Me llena de emoción afrontar este nuevo desafío”, declaró emocionada. En el íntimo acto de asunción, Rivas valoró que su lugar ahora lo asuma una compañera trans. “Estoy muy orgulloso de dejar mi trabajo por una de las luchas que siempre hicimos, que es el respeto y la igualdad de género y oportunidades”, destacó y calificó al nombramiento de «histórico» para la UNLaR. “Las chicas trans sufren mucha discriminación en la provincia, tienen dificultades a la hora de buscar trabajo. En la universidad, por ejemplo, hay muchas chicas que empiezan estudiando y terminan dejando, y muchas directamente no ingresan nunca a la ciudad universitaria porque tienen miedo a la discriminación”, sostuvo el joven. “Es necesario que este cambio se dé y que repercuta en la Provincia, y que la sociedad vea que nuestra universidad es inclusiva y que las puertas están abiertas a todas las personas para que puedan ser profesionales”, concluyó.

Te puede interesar

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: